Storm Prep

¡Próximamente! - Recursos para los educadores y líderes en la comunidad.

Ayudando a sus hijos a prepararse para una tormenta y sus secuelas:
Herramientas para las familias para afrontar la situación.

In English

ReadyRosie y el Center for School Behavioral Health en Mental Health America de Houston han colaborado para proveer este material a las familias y escuelas de manera gratuita. Su financiamiento se hizo posible gracias al fondo RebuildTX para las comunidades afectadas por el huracán Harvey, así como para otras comunidades que han sido afectadas o podrían ser afectadas por desastres naturales.

¿Qué hago para preparar a los niños antes de una tormenta?

Preparar a los niños para una tormenta de una manera tranquila y discreta puede ayudarles a entender cómo puede cambiar su rutina por unos cuantos días. Incluso los niños pequeños pueden sentirse capaces al ayudar en la recolección de suministros para la familia y su propio bienestar personal.

¿Cómo le ayudo a mi niño a mantener la calma durante una tormenta?

Los huracanes pueden durar varios días y es bueno estar preparado con muchos juegos, libros, y actividades para niños y adultos. Cuando se va la luz, el viento hace mucho ruido, o el agua comienza a subir, los padres pueden ayudarles a su hijos a mantener la calma

¿Cómo le ayudo a mi niño inmediatamente después de una tormenta?

Ver repetidas imágenes de la tormenta en la televisión y los efectos de la tormenta en su vecindario, puede asustar a los niños. Los padres pueden ayudarlos a entender cuándo la tormenta ha terminado, y explicarles que está bien estar alterado o asustado cuando ven inundaciones u otros cambios. Usted puede tranquilizar a su hijo explicando que muchas cosas siguen siendo las mismas y que muchos adultos están ayudando.

¿Qué sentimientos y emociones son normales que mi hijo(a) experimente dos semanas después de una tormenta?

En los primeros días/semanas después de una tormenta, los niños pequeños pueden llegar a pensarán que la tormenta ha regresado cuando cae una lluvia fuerte. Los padres pueden explicarles la diferencia entre tormentas y huracanes y ayudar a los niños a compartir sus sentimientos.

¿Qué debo hacer si mi hijo(a) sigue batallando seis semanas después de una tormenta?

A veces los niños después de unos meses de la tormenta todavía están batallando. Entre otros síntomas, pueden tener problemas estomacales, dolores de cabeza, y no estar dispuestos a separarse de sus padres. Si los niños están teniendo dificultades para volver a sus rutinas normales, podría ser el momento de encontrar ayuda profesional.

logo logo logo